i

Tratamiento de la inmunidad

 

Tratamiento de la inmunidad

 

El campo del diagnóstico en medicina está muy perfeccionado, también el tratamiento quirúrgico, sin embargo el tratamiento médico ha avanzado muy poco, lo único realmente efectivo ha sido el tratamiento en enfermedades infecciosas.


El resto de los tratamientos es deprimente, sobre todo en los tratamientos ambulatorios donde se expenden recetas según el medicamento de moda o indicado por un laboratorio farmacéutico, jamás se habla del estrés ni de la inmunidad como factor desencadenante de la enfermedad en muchos de los casos.


Nadie de ellos conoce que existe un nexo de unión entre el estrés y la inmunidad, se trata el estrés con ansiolíticos, el asma con corticoides y las enfermedades autoinmunes con corticoides y quimioterápicos. Se le ha olvidado la ciencia básica en cuanto a bioquímica, farmacología, neurociencias etc. y si la conocen no le han enseñado a relacionar la una con otra.


La ulcera duodenal está provocada por estrés y es entonces cuando la inmunidad desciende sobre todo la th1 y es aprovechado por el Helicobacter pylori para colonizar la mucosa y provocar una ulcera, estos mecanismos se llaman mecanismos neuroquimicos. Un gastroenterólogo diagnostica perfectamente una ulcera gastroduodenal pero desconoce lo que hemos comentado y lo que hace es recetar uno o dos antibióticos, tal como le han indicado en los congresos y se olvida o nadie le ha enseñado que el estrés es el causante con un descenso de la inmunidad th1 y que se debe tratar el estrés y la alteración inmunitaria y que no es necesario prescribir antibióticos.


Las enfermedades alérgicas se desencadenan por el aumento de la inmunidad th2, cursan con aumento de eosinofilos que es un tipo de glóbulo blanco que se relaciona con enfermedades autoinmunes th2 donde aumentan las inmunoglobulinas o anticuerpo IgG las cuales se relacionan con el estrés y disminución de la inmunidad celular th1(puesto que ambos tipos de inmunidad son inversas), si se administran corticoides, que es lo habitual se deprime más esta inmunidad .Los corticoides desinflamaran la zona afectada, el paciente mejorara transitoriamente pero aparecerán efectos adversos muy graves y se deteriorara más esta inmunidad con terribles consecuencias, como son la aparición de enfermedades infecciosas y otras como cáncer etc.

El cardiólogo ante una obstrucción de una arteria coronaria colocara una malla metálica en el lugar de la obstrucción y eso tiene un gran mérito. Pero ignora que se trata de un paciente que está en una situación de estrés desadaptado lo cual se caracteriza por agotamiento de la noradrenalina y un exceso de adrenalina. Estos enfermos por ello mismo no adquieren en la noche el sueño profundo delta que es cuando se libera por parte de la hipófisis la gsh, hormona de crecimiento que tiene una acción anti estrés y aumenta la inmunidad celularTH1, incluso repara tejidos dañados, que inhiben el sueño profundo o sueño delta y llegan a bloquear a las neuronas que producen noradrenalina.


Lo mismo ocurre en casi todas la especialidades lo peor de todo es que cada vez se pone peor y no se vislumbra el menor índice de mejoría. NOSOTROS CON EL RESURGEN TRATAMOS LAS ENFERMEDADES DESDE EL PRISMA INMUNITARIO, EN UN TRATAMIENTO CAUSAL Y NO SINTOMATOLÓGICO.

La inmunología es la ciencia que investiga y estudia la defensa de nuestro organismo contra cualquier agente propio o extraño que lesione nuestras células sean estos células neoplásicas, productos de desecho internos, agentes traumáticos, sustancias extrañas, bacterias, hongos, virus etc. Cuando actúa contra agentes propios de nuestro cuerpo se denomina autoinmunidad.


Este último fenómeno es el que vamos a comentar para poder entender un poco más sobre la relación entre el estrés, depresión e inmunidad. La inmunidad la podemos sistematizar en estos grandes apartados:

1ºinmunidad innata.
2ºinmunidad adquirida:
a) inmunidad celular th1.
b) inmunidad humoralth2


La inmunidad adquirida principalmente es representada por los linfocitos. Otras células de la sangre como los macrófagos neutrófilos y células naturales Killer, pertenecen a la llamada inmunidad innata, que comprende las células y los mecanismos que defienden al huésped de la infección por otros organismos, de forma no específica. Esto significa que las células del sistema innato reconocen, y responden a patógenos de forma genérica y, a diferencia del sistema inmunitario adaptativo, que es del que vamos hablar principalmente, también llamado in munidad adquirida, El innato no confiere inmunidad a largo plazo o protectora al huésped. Proporciona defensa inmediata contra la infección.

La inflamación es una de las primeras respuestas del sistema inmunitario a la infección o la irritación; la inflamación es estimulada por la liberación de factores químicos y sirve para establecer una barrera física contra la propagación de la infección (lo que yo llamo primera barrera de defensa), y para promover la recuperación de algún tejido dañado siguiendo la destrucción de los patógenos.


Los factores químicos producidos durante la inflamación (histamina, bradikininas, serotonina, leucotrienos) sensibilizan los receptores de dolor, causan vasodilatación de los vasos sanguíneos, y atraen fagocitos, especialmente neutrófilos.


[] Luego, los neutrófilos disparan otras partes del sistema inmunitario mediante la liberación de los factores quimiotácticos para otros leucocitos y linfocitos. La respuesta inflamatoria está caracterizada por el siguiente quinteto de síntomas: enrojecimiento, calor, hinchazón, dolor y posible disfunción de los órganos o tejidos involucrados.

En cuanto a la inmunidad adquirida sencillamente explicado existen dos tipos a cargo de los linfocitos th1 y th2: desde estos dos tipos de inmunidad se puede explicar lo que llamamos autoinmunidad. A la inmunidad th1 y la inmunidad th2, antes se les llamaba inmunidad celular e inmunidad humoral respectivamente.


Muy pronto las capacidades inmunoregulatorias de los linfocitos th1 y th2 se ligaron a múltiples observaciones hechas 30 años antes y magistralmente registradas por fundenberg (1967) y parís en 1972 que indicaban la existencia de una relación inversa entre la inmunidad celular y la humoral, indicando que cuando predomina la inmunidad celular (th1) la humoral (th2) está deprimida, al contrario, si predomina la humoral la celular es inhibida.


Hoy en día es plenamente aceptada la polarización inmunológica th1-- th2 y su influencia en diversas situaciones clínicas tales como: infecciones virales crónicas (herpes, VIH).ósea estos dos tipos de inmunidad están en relación inversa, cuando una aumenta la otra disminuye y al revés cada una de ellas da lugar a diferentes tipos de enfermedades autoinmunes.


En este momento es relevante mencionar que el perfil de citosinas secretadas por los linfocitos th polariza la respuesta inmune hacia una predominantemente citotóxica o celular o hacia el otro extremo predominantemente humoral, esas respuestas son antagónicas o excluyentes entre sí, creando una especie de regulación cruzada muy particular; porque las citosinas que favorecen la inmunidad humoral inhiben las acciones de las citosinas que ayudan a la inmunidad celular y viceversa. Los linfocitos th que inducen respuesta inmune celular se denominan th1 mientras que aquellos que favorecen las respuestas humorales son th2.


La inmunidad th1 ataca y destruye a virus, hongos y células cancerígenas y en menor grado a bacterias .producen unas macromoléculas que destruyen a los invasores, son las llamadas citoquinas o interleuquinas.
Las más importantes citoquinas de la inmunidad th1 son la interluquina 2, el factor de necrosis tumoral (TNFa) y el interferón gamma.


Interferón gamma (ifn-γ), llamado también interferón inmune porque sólo es producido por células inmunológicas activadas; la otra citosina es Interleucina 2 o factor de crecimiento de células T.


El ifn-γ es el principal activador de células citotóxicas T (inmunidad celular th1), Nk y macrófagos (ambos de la inmunidad innata).


casi todas las enfermedades autoinmunes están relacionadas con un aumento de este tipo de inmunidad y que puede llegar a destruir órganos y tejidos de nuestro cuerpo, como ocurre en la psoriasis, la esclerosis múltiple, la enfermedad de crhon, las hepatitis autoinmunes, las tiroiditis, la artritis reumatoide, la alopecia areata, el síndrome de sjogren, la fibromialgia reumática, la miastenia gravis, el linfoma hodking, la dermatitis de contacto, pancreatitis autoinmune, abortos frecuentes, sarcoidiosis, vasculitis en general, síndrome nefrótico, asma bronquial y diabetes mellitus insulino dependiente.


Lo importante es saber que este tipo de inmunidad a pesar de protegernos contra hongos, virus, parásitos intracelulares y células cancerígenas puede tomar más fuerza que la inmunidad th2.


En la literatura científica existe suficiente demostración de la relación entre la depresión y las enfermedades autoinmunes th1.


La depresión consiste en un agotamiento de la serotonina cerebral y un aumento de la noradrenalina también cerebral (porque existe una periférica) la cual irrita y estimula el timo, el cual en el adulto está muy disminuido de tamaño y casi atrofiado pero suficiente para su cometido el cual se encarga de modificar a los linfocitos para que aumenten su actividad th1.


Como en la depresión existe un aumento de adrenalina y todas las catecolaminas se asocia a aumento de la actividad de los linfocitos th1 ósea a autoinmunidad th1 pero también ocurre al revés que las enfermedades autoinmunes se asocien a depresión. No todos los deprimidos van a sufrir de autoinmunidad th1 pero casi todos los autoinmunes th1 presentan en los análisis característicos de depresión con aumento de las catecolaminas y descenso de la serotonina.


También existen receptores para la noradrenalina en el bazo y otros órganos linfoides incluso en los linfocitos generales antes de activarse en el timo lo que hace que se transformen en th1 cuando aumenta la noradrenalina en sangre. Esto nos demuestra porque también en el estrés crónico aumenta este tipo de inmunidad y puede conducir a múltiples enfermedades tal como ya conocen de otros trabajos míos de spsiconeuroinmunoendocrinologia.


La obesidad desde el punto de vista inmunológico se comporta como enfermedad autoinmune th1 en muchos obesos debido a que la grasa excesiva produce interleuquinas th1 y se han encontrado en ellos signos analíticos de inflamación como son el aumento de la proteína c reactiva y de la velocidad de sedimentación globular, incluso en muchos aumentos de la homocisteina. Esto nos indica que la obesidad, sobre todo la mórbida es más un estado patológico o enfermedad que un estado fisiológico o normal y que debe ser mirado desde ese prisma.


La inmunidad th2 también es la responsable a veces de atacar a nuestro organismo, pero lo hace mediante unos subproductos de los llamados linfocitos b y son las inmunoglobulinas o anticuerpos que pueden ser de dos clases, unos las IgG que se activan cuando existe una infección y que permanecen en el cuerpo para evitar que la infección se repita y las IgM que aumentan en la infección aguda. Los linfocitos b se relacionan más con el stress. Ellos aumentan cuando hay stress.


La inmunidad humoral de los linfocitos b (th2) o células plasmáticas se caracteriza por la secreción de anticuerpos, las cuales son moduladas por las siguientes citosinas: Interleucina 4, Interleucina 5, Interleucina 6, Interleucina 10 e Interleucina 13. Estas linfocinas son secretadas en el stress.


En la inflamación los macrófagos, actúan junto con los neutrófilos y células natural Killer en la primera barrera de defensa de que largamente ya hemos hablado en otros trabajos que les he enviado y son estimulados para producir múltiples moléculas tales como óxido nítrico (NO) (de lo cual hemos hablado ampliamente en mi teoría que ya les envié, UNA NUEVA PATOGENIA PARA CASI TODAS LAS ENFERMEDADES Y SU CORRECCIÓN).


La respuesta inflamatoria es beneficiosa cuando las citocinas se producen en cantidad adecuada pero deletérea y fatal si se producen en exceso (como está ocurriendo tal como en otros trabajos he demostrado, con el aumento de las enfermedades crónicas, incluyendo las reumáticas.


La inmunidad th2 provocad por los linfocitos b es la responsable de la reacción inflamatoria de las alergias. Los linfocitos b reconocen cualquier sustancia extraña que entra en el organismo. Cuando atacan lo hacen en colaboración con otras células que son los mastocitos y eosinofilos los cuales descargan una serie de sustancias que pueden ser tóxicas para las bacterias e inflaman los tejidos: histamina, serotonina, interleuquinas th2 (ya enumeradas), etc. generalmente la IgG está elevada, ósea el anticuerpo y ayuda a toda la respuesta.


Se ha descubierto y está en la literatura científica que los pacientes con estrés crónico pueden padecer enfermedades autoinmunes por exceso de th2 o del tipo de descenso de la inmunidad th1: cáncer, infecciones virales frecuentes, tbc, infecciones por hongos frecuentes por ejemplo candidiasis vaginal.

Las enfermedades por aumento th2 más corrientes son: alergias de todo tipo, dermatitis atópica, alergias respiratorias, rinitis crónica, rectocolitis ulcerativa, gastritis o colitis eosinofílica, etc.


Los linfocitos t y b que no se transforman en células efectoras th1 y th2 viven largo tiempo se llaman células de memoria. Cuando una sustancia extraña (antígeno) nos invade por segunda vez se reactivan y comienzan a reproducirse a mayor velocidad y en mayor cantidad y comienzan a producir mayor cantidad de anticuerpos para la defensa puesto que ya estaban preparados y reconocen al enemigo, puesto que guardan memoria de él.


En resumen la inmunidad th1 se relaciona a la depresión y nos protege del cáncer. La inmunidad th2 se relaciona con el stress y nos protege poco contra el cáncer.

Los tratamientos actuales para las enfermedades autoinmunes van destinados a descender la inmunidad de los pacientes con este tipo de enfermedad. Generalmente se utilizan los corticoides como droga de primera línea. Se ensayan todo tipo de quimioterápicos ya usados con prodigalidad en el cáncer como el metotrexate y otros que en general producen más perjuicios que beneficios, como es de todo conocido. Los corticoides pueden ser usados como medida de urgencia y durante cortos periodos de tiempo, pues pueden producir hipocorticalismo con descenso del cortisol en sangre y aparecer un Cushing y otras enfermedades (hta, diabetes, psicosis asteroidea, acné, osteoporosis severa, retardo del crecimiento, infecciones a repetición, necrosis de la cabeza del fémur, cataratas, etc.) Llegando incluso a morir el paciente por el tratamiento prolongado con corticoides.


En los últimos tiempos se están usando medicamentos creados por ingeniería genética para bloquear el efecto de las interleuquinas. Los bloqueadores del factor de necrosis tumoral (inflimibax) y de la ige. Estos tipos de tratamiento para mí son todavía peores que los quimioterápicos, puesto que conducen a lo mismo, a un descenso de la inmunidad y a la propensión a padecer infecciones, cáncer y múltiples enfermedades.

los neurotransmisores, son neuropeptidos de estructura similar a la hormonas que son producidos por las células del sistema nervioso, incluidas las neuronas y que se encargan de llevar órdenes a todos los territorios del organismo, haciendo funcionar muchos órganos y sistemas sin la intervención consciente y usan como vehículo el sistema nervioso autónomo(simpático y parasimpático)incluso muchas veces caminan por la sangre estas moléculas y actúan sobre las células sin necesidad de este sistema.


Regulan la frecuencia cardiaca, sudoración, peristantismo intestinal, respiración sueño, emociones, inmunidad (explicar) control de la coagulación, del tono arterial, dilatan las pupilas si hay peligro o estrés. y otra muchas más funciones que se producen sin la intervención de la corteza cerebral consciente, casi todas estas funciones tal como he dicho en otros trabajos se producen desde el sistema límbico y el antiguamente llamado reptiliano, más profundo todavía y coordinado todo desde el hipotálamo y la hipófisis .este el lector convencido que el funcionamiento de nuestro organismo depende de estas hormonas, pero este equilibrio puede perderse si hay estrés o depresión.

la noradrenalina es uno de los principales neurotransmisores, controla la mayoría de las funciones que hemos enumerado por medio de unos recetores, en la sangre, la liberan unos nervios que llegan a los vasos sanguíneos, a los músculos y a casi todos los órganos. Cuando se eleva en la sangre indica que existe gran actividad del núcleo a5 situado en el cerebro, el cual se encarga de que se mantenga la tensión arterial en sus valores fisiológicos y que no descienda, también se encarga de que se mantenga la inmunidad celular th1 (que nos protege contra virus hongos cáncer etc.). Cuando aumenta puede producir hipertensión hiperinsulinismo aparte de la función periférica, la noradrenalina tiene funciones en el propio cerebro, pues cuando aumenta en el núcleo a5se asocia con la depresión, con las ideas de suicidio y de anedonia.


Ósea un deprimido puede tener un aumento de la inmunidad celular th1, no padece ni gripe ni otras enfermedades infecciosas sin embargo puede padecer enfermedades autoinmunes (artritis, psoriasis, lupus, artritis reumatoide etc.)Incluso hiperinsulinismo .no tienen que darse todos los síntomas o enfermedades pero al menos una alteración de las señaladas suele acompañar a los deprimidos.


Todo lo mencionado anteriormente se relaciona con la adrenalina del núcleo a5, pero también se produce en el nucleoa6(núcleo coeroleus)que es el principal núcleo cerebral productor de noradrenalina, cuando este núcleo esta hiperactivo y por encima del a5, mejora la concentracion, la atención y la memoria debido a que este núcleo no interviene en la tensión arterial ninguna otra función fisiologica, tiene más relación con la corteza cerebral, ósea toda la noradrenalina que se produce en este núcleo va a la corteza consciente, sin embargo la del a5 va más al sistema límbico, hipotálamo etc. la noradrenalina del a6 incita a otro núcleo que produce dopamina que también estimula las, el neuronas de la corteza estimulando la atención. Debe recordar el lector toda la cadena de las catecolaminas.


Un niño con el síndrome de déficit de atención, padece una disminución de actividad del núcleo a6 y esto está suficientemente demostrado en la literatura científica.


Resumiendo existen dos fuentes principales de secreción de noradrenalina en el cerebro el núcleo a5 y el núcleo a6 o coeroleus el primero regula muchas funciones psicológicas y el según do aumenta la concentración y la memoria.


La adrenalina que es otro neurotransmisor perteneciente a la cadena de las catecolaminas, junto con la adrenalina y dopamina se produce principalmente en la medula o interior de las glándulas suprarrenales situadas encima de los riñones y que se estimula en las situaciones de peligro o estrés. Entonces se activa desde el tallo cerebral las suprarrenales porque se frena la producción de noradrenalina del a6 y se activa el llamado c1 que despierta la glándula suprarrenal, la cual libera adrenalina y cortisol la adrenalina actúa sobre un tipo de receptores llamados beta que se encuentran en todos los órganos y hasta en las plaquetas y los leucocitos.


Cuando aumenta la adrenalina en la sangre está preparando al cuerpo para defenderse del peligro, produce taquicardia y para el peristaltismo intestinal puesto que en las situaciones de peligro no es necesario comer solo defenderse, se produce broncodilatacion, midriasis para ver mejor, los músculos se llenan de sangre, el corazón y el cerebro, disminuye el aflujo de sangre a la piel y por eso el que padece miedo se pone pálido, aumentan las plaquetas de la sangre con el fin de cohibir la hemorragia que se produjese por una herida en la lucha. Todo esto es provocado solo por la adrenalina.


Todos estos cambios se llaman adaptación al estrés y desaparece cuando pasa el peligro. La desaptacion viene cuando la situación estresante se perpetua en el tiempo, por ejemplo situaciones financieras adversas etc, entonces el estrés se hace crónico entonces hay cambios estructurales bioquímicos y se produce la enfermedad y puede ser solucionada si el terapeuta comprende la situación y sabe actuar en consecuencia. La adrenalina es la responsable del estrés y la noradrenalina de la depresión.


Lo que se produce como consecuencia del síndrome de inadaptación en el estrés por aumento de adrenalina son alteraciones inmunológicas. Pues baja la inmunidad celular de los th1 sube la th2 .o sea durante esa situación es preciso protegerse bien contra las infecciones por hongos, virus y cáncer pero el aumento de esta última hace que reaccione en dicha situación exageradamente en los casos de alergias.

 

Mas informacion científica:

La acidosis metabolica y su coreccion - primera parte

La acidosis metabolica y su coreccion - segunda parte
Publicaciones Médicas Sobre el Glutatión
Parkinson y Glutacion
Las Isoflavonas de la Soja y el Cancer
Inflamacion y pH

Glutatión y el cancer

Glutatión y el envejecimiento

Prevención del cancer de seno y la cisteina

Agua magnetizada
Cómo proteger tus articulaciones

Calostro el oro blanco

Tratamiento de la arteriosclerosis

Tratamiento de la inmunidad


Resurgen esta fabricado bajo los estándares de calidad de suplementos nutricionales y registrado en la FDA con El Numero: 11065724096, en la Comunidad Europea con registro No NUT/PL/AS/1870/1, y ante Consejo General de Colegios Farmacéuticos - Código nacional: CN. 177995.3

 

Ésta declaración no ha sido evaluada por la FDA. Éste producto no pretende diagnosticar, tratar, curar, o prevenir ninguna enfermedad

 

 

© Copyright 2008-2015 Resurgen. All Rights Reserved.
No se le permite copiar cualquier material de este sitio web.